La belleza es algo muy subjetivo. Pero también es cierto que a medida que las mujeres van ganando años, deben ir adaptando sus rutinas beauty a los parámetros que mejor se adaptan a su edad.

Toda mujer le ha enseñado a una niña sus consejos de belleza, pero llega un punto en que son las más jóvenes quienes aconsejan a las mujeres mayores en lo que se debe hacer para lucir bien.

No es de extrañar que luego de toda una vida siguiendo un patrón de belleza nos acostumbremos al él. Pero llegó el momento de conocer aquellos pequeños errores beauty que se deben corregir para lucir aún más hermosas.

Belleza a cualquier edad

Labial

El color rojo para los labios es un clásico de belleza. Suele llevarse muy brillante, pero al llegar a la década de los 50, es recomendable cambiar un poco. No hace falta que se deje de usar este tono, todo lo contrario. El rojo te llenará de vida y luminosidad, solo hay que saber usarlo.

Para esta etapa de la vida, lo recomendable es utilizar un tono rojo menos brillante, ya que el brillo fuerte resultará demasiado duro visualmente. Lo ideal es utilizar un rojo un poco más discreto con un poco de gloss. Si superas los 60 años, es mejor mezclar tu tono favorito con un poco de bálsamo labial. De este modo seguirás usando ese tono que tanto te gusta, pero de una forma más discreta y menos llamativa.

Cabello

Llegamos a un punto controversial, el largo de la cabellera. A partir de los 50 años las mujeres suelen seguir dos corrientes extremas: cortárselo muy muy corto, dejarlo larguísimo creyendo que eso las rejuvenecerá.

No hay por qué inclinarse por una de las dos, simplemente hay que encontrar el largo adecuado para cada quien. Aquí es donde entra en juego el corte LOB. Es el tradicional corte bob pero un poco más largo. El largo del cabello llegará a rozar la clavícula, a veces en ligera progresión hacia delante.

Base

A estas alturas de la vida no es necesario utilizar una base de maquillaje tan densa y oscura. Por lo general las mujeres de esta edad quieren disimular sus líneas de expresión, pero llegó el momento de aceptarlas y lucirlas hermosas como es debido. Las bases densas (que tapan más las arrugas) solo te darán un aspecto pesado y te harán lucir una piel sin vida y brillo.

Inclínate por una base del tono más parecido posible a tu color de piel, de formulación ligera y que contenga partículas reflectoras de la luz. Esto te ayudará a dar luminosidad y brillo al rostro, haciéndote lucir joven y sana. También podrás mezclar tu iluminador con la base de maquillaje correcta.

Blush

Excederse en el rubor es otro de los errores más comunes que cometen las mujeres mayores de 50 años. Esto se debe a la creencia de que el color en las mejillas nos aporta buena cara, que aunque es cierta, hay que saberlo usar.

Menos es más , asegura el refrán. Por ello, no solo se debe medir la cantidad de color que se coloca en las mejillas, sino que a partir de esta edad lo recomendable es utilizarlo en crema. Esto hará que se funda con la piel. Para estas pieles maduras se sugiere utilizar tonos marrones, melocotones y rosas suaves.

Con información de 2001

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *